Estaba loca, joder, estaba loca. Tenía en su cabeza una locura preciosa. ¿Cómo no iba a perder la puta razón por ella?

Apr 7, 2015

Buenas noches.

Hoy corriste hasta mi casa y me has dejado una carta. La he guardado en mi bolsillo y he regresado a mi cuarto para no ser descubierta. La he visto, le he leído, la he olido: tiene tu perfume. He llorado, es perfecta. Un pedacito de ti al alcance de mis manos.
Hoy mis padres han peleado. Siempre me agarran desprevenida, sin tener a donde huir en esta casa tan pequeña. He tenido que fingir beber agua en la cocina una vez más para no tener que ver sus caras mientras discuten.
¿Dónde estás?, me repito a mí misma. Te necesito. Entonces recuerdo tu carta. Quiero ir a buscarla y respirarla, y sentirte cerca. Salgo de la cocina y encuentro a papá en mi cuarto, acostado sobre mi cama. Tuvo un largo día de trabajo, entiendo que quiera descansar, no voy a hacer nada. Sé que eso significa que me toca dormir con mamá, pero para ser sincera no tengo ganas, yo también estoy molesta, yo también quiero dormir sola. Por suerte la sala es bastante cómoda y tiene televisión, hoy dormiré  en la sala. 
Tu carta ya no hace falta leerla, la sé de memoria, cada palabra y signo de puntuación. Te amo.

Buenas noches.

No comments:

Post a Comment